24 sept. 2014

Marcus Bonfanti. Rotunda guitarra de (más que) blues


KEPA ARBIZU

 No es una historia demasiado original la de un chico que desde pequeño se acerca al mundo de la música y que poco a poco va eligiendo su instrumento, en este caso la guitarra, hasta adquirir cierta pericia intentando tocar las canciones que oye en su casa. Así son los orígenes de muchos instrumentistas, también el de Marcus Bonfanti. Otra cosa muy diferente es ya la evolución siguiente, y ahí es donde el inglés destaca y marca su propio territorio. 

 A pesar de no contar todavía con una fama y un nombre demasiado representativo en el panorama internacional, este joven treintañero, que durante sus primeros pasos ha sido acompañante de diferentes músicos, construyendo así un bagaje y adoptando soltura, va conquistando y estableciéndose como uno de los pesos pesados en cuanto a guitarristas en el Reino Unido. Y es que no puede ser casualidad el hecho de que haya sido el elegido para encargarse de liderar en la actualidad a los míticos Ten Years After. 

 Será en el año 2008 cuando inicie su propio periplo individual, por medio del disco ‘Hard Times’. Con él, donde se hace cargo de todos los instrumentos que suenan, ya apuntala lo que será su estilo y forma de desarrollarlo. El blues, sea eléctrico o acústico, se conforma como eje central, pero si bien es cierto que se muestra brillante a la hora de ejecutarlo de forma clásica, demuestra también una habilidad encomiable para dirigirlo por otros vericuetos, que abarcan desde el hard rock hasta el funk. Esa heterogeneidad hace que las referencias se agolpen en su modo de interpretar y que por lo tanto se puedan apreciar desde las formas vigorosas de Jimmy Page o Rory Gallagher, pasando por Tony Joe White hasta músicos más actuales, y en los que también se da esa mezcla, como Seasick Steve o Scott H. Biram. 

 Con ‘What Good Am I to You?’ (2010), ya rodeado de banda, su sonido toma evidentemente más matices, al igual que maneja con más destreza su voz: profunda, pero clara, y con tono rasgado. En esencia la propuesta sigue siendo la misma. Un paso más en esa misma dirección supone lo que es hasta ahora su último trabajo, ‘Shake the Walls’ (2013), que es el que le trae hasta nuestro territorio en gira por primera vez. 

 En él nos vamos a encontrar en buena medida con su cara más musculosa y recia, ahí están esos sonidos que mezclan a Led Zeppelin con North Mississippi Allstars, (“Alley Cat”), el hard rock de alto octanaje de “Stone Me Sober”, ciertos arranques funk (“Honest Boy”) o rock and roll dinámico por medio de “My Baby Don’t Dance”. Pero también habrá espacio para medios tiempos intensos como “We All Do Bad Sometimes”, sobrio sonido americano (“Blind Alley”) e incluso tirar por el folk-blues tradicional en “The Bittersweet”. 

 Por lo que nos ha ofrecido en sus discos Marcus Bonfanti estamos ante un guitarrista de nivel y carácter, que pese a que oposita a “guitar hero” no se pierde en filigranas ni en lucimientos vacuos. Ahora sólo falta degustar ese repertorio sobre las tablas y ratificar esas cualidades mencionadas. 

Escrito originalmente para: http://genetikarockradio.com/marcus-bonfanti-rotunda-guitarra-de-mas-que-blues/